Razas de perros toys

Que no son ideales para los niños

Pensamos que cualquier raza de perro pequeño, por tener un tamaño más manejable, es la perfecta para un hogar con niños.
Sin embargo, estamos equivocados. Si bien
es cierto que a menor tamaño y peso, menos posibilidad de que haya un problema,
hay algunas razas 'mini' o 'toy' que pueda convivir con un niño pequeño un ser que grita, patalea, le estira de las orejas, lo achucha constantemente, etc., puede suponerle
una auténtica tortura

Por ello, cuando vayamos a adoptar a nuestro compañero peludo, lo primero que debemos hacer es informarnos bien. Ya sea pidiendo consejo a los responsables de la protectora o refugio al que acudamos, o solicitando información sobre la raza en un veterinario. Si además tiene conocimientos de etología, mucho mejor.
Según afirma la veterinaria Sonia Sáez, de Purina España, "en general, los perros pequeños suelen ser más asustadizos y eso es debido a que por su tamaño todo se magnifica y se sienten más desprotegidos, pero algunos perros medianos o grandes pueden llegar a tener más miedo que los pequeños". Y recuerda que "la causa raíz de las muestras de agresividad en perros es casi siempre el miedo a lo desconocido, lo que podría evitarse con una correcta socialización y educación".  

Un vínculo sano

"Para una correcta socialización, el perro debe exponerse a todo tipo de estímulos mientras es cachorro, incluyendo a niños, que suelen ser más movidos que las personas adultas, con un tono de voz más agudo y realizan movimientos bruscos que pueden asustar a un perro que no esté acostumbrado", indica la veterinaria. Los primeros meses de vida del perro son cruciales para poder disfrutar tranquilamente en familia de la compañía de nuestros peludos.

Y si llega un bebé a la familia...

"Se debe exponer al perro poco a poco, dejándolo ver y oler varias veces al día y siempre relacionándolo con un refuerzo positivo, es decir, con snacks a modo de premio para que relacione que estar tranquilo junto al bebé es algo bueno", explica.

También debemos recordar que, aunque haya un miembro más en la familia, el perro continuará teniendo necesidades básicas, como paseos, juegos y mimos. "Estas actividades, que tanto gustan a nuestros peludos, se pueden realizar con el bebé, y así el perro asociará que con el peque de la casa se hacen las cosas más divertidas". 

Estas son algunas de las razas que a pesar de ser dulces con su dueño tiene la fama de ser hostiles al momento de ser molestados excesivamente.
Chihuahua, Caniche 'toy', Yorkshire terrier,  Corgi, Jack rusell, Pequinés, Pinscher, Pequeño ruso, Pomerania , Basenji, entre otros.

Chihuahua

Es una de las razas de perro pequeño más conocidas y más graciosas. Aunque también con fama de tener 'muy malas pulgas'. La realidad es que se trata de una raza que necesita mucha atención y a la que no le gusta nada ser tratado como un juguete. De ahí que pueda 'enfadarse' con aquellos que 'abusan' de él.

Caniche 'toy'

Es una de las razas de perro que más apego muestra hacia su familia. Es muy cariñoso, inteligente y colmará de alegrías a todos aquellos que estén a su alrededor. Eso sí, reclama mucha atención y puede no llevar muy bien la presencia de un nuevo miembro que le haga la competencia. Con una buena socialización se evitarán muchos problemas.

Yorkshire terrier

Es uno otra de las razas de perros más populares en los hogares españoles. Son muy divertidos, enérgicos, cariñosos aunque también bastante dominantes, por eso necesitan una buena educación desde cachorros. No conviene sobreprotegerles porque esto reforzará su testarudez y su propensión a querer imponer su voluntad.

Corgi

La raza de perro preferida por la reina Isabel II y que ha renunciado a seguir criando por miedo a caerse es muy movida e inquieta.Que no te engañe su tamaño pequeño. Necesita hacer mucho ejercicio para canalizar bien su energía, de lo contrario podrían aparecer problemas de comportamiento.

Jack rusell

Esta raza es otro de los 'terriers' que pueden necesitar un mayor esfuerzo para llevarse bien con niños. Son perros muy cariñosos, eso sí. Y en cuanto se acostumbre a compartir su vida con seres tan 'pequeños' como él, no tendrá ningún problema. Pero no hay que olvidar que es un perro muy activo, obstinado y necesita una buen eduación y socialización.

Pequinés

Es una de las razas de perros más conocidas y más comunes en los hogares, sobre todo, si hay gente mayor. Es un gran compañero, inteligente, cariñoso pero, en ocasiones, puede mostrarse bastante terco y puede tener poca paciencia.

Pinscher

Adorable, ¿verdad? Y realmente lo es. Pero también es dominante y necesitará una buena educación porque intentará siempre salirse con la suya. No conviene malcriarle porque podrían aparecer problemas de conducta. Con los niños puede llevarse muy bien siempre y cuando solo le moleste cuando él quiera jugar.

Pequeño ruso

Es una raza relativamente nueva y muy pequeña, lo que nos puede llevar a pensar que es perfecta para niños. Y lo es, siempre que no le molesten en exceso. Necesita hacer mucho ejercicio y estar activo. Si se aburre, puede tener problemas de comportamiento. La socialización y el adiestramiento desde cachorro es fundamental.

Pomerania

Aunque su aspecto es de lo más 'achuchable' y puede resultar una tentación para los más pequeños, su carácter es bastante independiente e, incluso, puede resultar un tanto arisco. Necesita un buen adiestramiento y tener bien identificado al 'jefe de la manada'.

Basenji

Es una de las razas de perro más desconocidas. Y muchos podrán pensar que, por su tamaño puede encajar muy bien en un hogar con niños. Sin embargo, hay que tener cuidado. Es un perro que tiende a la independencia y puede mostrarse un tanto arisco. De hecho, su carácter es muy parecido al de un felino. Y una curiosidad: ¡no ladra!





Para recibir nuestra Edición Digital