Cómo saber cuándo nuestro perro
está enfermo

Nuestros amigos de cuatro patas tienen
su forma particular de decirnos lo que quieren
y lo que sienten. Algunas alarmas en ciertas ocasiones la pasamos por alto

Aquí les dejamos algunas señales que pudieran indicarnos  que es hora de llevarlo al veterinario para realizarle un chequeo y descartar cualquier problema a tiempo:

1.- LA FALTA DE APETITO Y EL CANSANCIO

Aunque pudieran ser causados por el calor, el celo o que no le guste el alimento, cuando estos sistemas son muy prolongados y aparecen otros como vómitos, fiebre pudiera ser un indicativo de problemas internos. No lo dude,  llévelo a su chequeo, cuanto antes diagnostiquemos que ocurre mayor pueden ser las posibilidades de atacar la enfermedad


2.- TOS

Pudiera ser una leve irritación de la garganta, pero sin la tos persiste, debemos visitar al veterinario


3.- SACUDIDA  DE CABEZA

Pudieran indicarnos que existe un problema específico en los oídos, su tratamiento lo dejaremos en mano del veterinario


4.- PARPADEO CONSTANTE Y SECRESIONES PROLONGADAS

, otro indicativo que nuestro amigo necesita ayuda. Pudiera solucionarse con una buena higiene por parte del propietario, pero si viene acompañada de enrojecimiento ocular, y un continuo intento de rascado con las patas  pudiéramos pensar en otro tratamiento, el cual estará en manos de los profesionales.


5.- MAL ALIENTO

señal que algo ocurre en su boca o en su sistema digestivo, la solución para este problema suele ser muy sencilla, de igual forma nuestro veterinario dará las indicaciones respectivas


6.- SECRECIONES NASALES

pudiera deberse al frio, al ejercicio, pero si esta secreción se hace abundante y deja de ser transparente, acompañada de fiebre y decaimiento, debemos de realizar la visita al veterinario


7.- RASCADO

Es natural que tu amigo se rasque, pero si es continuo y con desesperación, acudiremos para una revisión, No esperes que se haga un auto trauma.


8.- DIARREAS 

Observaremos sus heces, si son blandas o muy liquidas  una sola vez, controlaremos su comida y su ingesta de agua (pocas porciones varias veces al día), si la diarrea continúa acompañada de otros síntomas, acudiremos al veterinario.


9.- ARRASTRA EL TRASERO

Este síntoma solemos asociarlo con lombrices, aunque no siempre es así, pudiéramos estar frente a molestias en sus glándulas perianales, por lo que demos llevarlo para tratamiento


10.- BULTOS

Nuestras mascotas también pueden sufrir la aparición de bultos, desde una verruga, un quiste sebáceo, hasta un tumor. Todas las protuberancias deben ser revisadas por el especialista. Una tumoración benigna no controlada puede acabar dando graves problemas


11.- FLUJO VULVAR

Las hembras durante su periodo del Celo segregan un líquido sanguinolento, fuera de ese periodo si existiera otros  flujos, acompañados de ingestión de abundante agua y orina más de lo habitual, debemos acudir  al veterinario 


12.- CAMBIOS EN LA ORINA

Si notamos que nuestro amigo esta orinando más de lo habitual, o cuando orina es muy poca cantidad o lo hace acompañado de sangrado, debemos someterlo a una revisión, pudiera tener una cistitis,  calculo o problemas renales.

Esperamos con estos doce puntos ayudarte a entender un poco más a tu mascota y poder atacar a tiempo sus necesidades médicas.





Para recibir nuestra Edición Digital